Un estudio internacional concluye que el agua alcalina con alto PH reduce la viscosidad de la sangre tras el ejercicio intenso

Un estudio internacional concluye que el agua alcalina con alto PH reduce la viscosidad de la sangre tras el ejercicio intenso

Recientemente, la prestigiosa revista de la Sociedad Internacional de Nutrición deportiva, se hizo eco de una investigación que ha destacado cómo el agua alcalina con un elevado PH reducía la viscosidad de la sangre tras la práctica de un ejercicio intenso, en condiciones de temperatura y humedad adversas, evitando con ello la deshidratación y mejorando notablemente el estado de salud de los deportistas.

Durante esta investigación, recientemente elaborada por la International Society Of Sports Nutrition, cien adultos sanos mayores de 31 años se inscribieron en el centro de investigación clínica en Camden -NJ City-  para completar este estudio que no tuvo eventos adversos, ofreciendo resultados muy positivos.

Todos los participantes hicieron ejercicio en condiciones adversas (30 ° C, 70% de humedad relativa) hasta que su peso se redujo en un nivel normalmente aceptado de 2.0 ± 0.2% debido a la transpiración, lo que refleja los efectos del ejercicio en la producción de deshidratación leve.

Los participantes fueron pudieron rehidratarse con agua alcalina de alto pH (alcalina) o agua estándar de igual volumen (2% de peso corporal) y fueron evaluados durante un período adicional de recuperación de 2 h tras el ejercicio para determinar cualquier variación potencial en los parámetros medidos.

Entre los biomarcadores que se evaluaron al inicio del estudio, durante su desarrollo y en la etapa de recuperación, destacaron la viscosidad de la sangre a tasas de cizalladura altas y bajas, osmolalidad plasmática, bioimpedancia y masa corporal, así como el control de los signos vitales. Además, se realizó un análisis de modelo mixto para una validación adicional.

Después de la deshidratación inducida por el ejercicio, el consumo del agua alcalina de alto pH redujo la viscosidad de alto cizallamiento en un promedio de 6.30% en comparación con 3.36% con agua estándar (p = 0.03).

Estos marcadores revelaron importantes diferencias, muy significativas entre los dos tipos de agua para la rehidratación, poniendo de manifiesto la importancia de la hidratación alcalina por sus beneficios para evitar la deshidratación tras un ejercicio intenso, mejorando notablemente la calidad de la sangre de los deportistas.

Como conclusión, se detectó una diferencia significativa en la viscosidad de la sangre total en este estudio, al evaluar un agua de pH alto versus un agua purificada estándar aceptable durante la fase de recuperación después de la deshidratación inducida por el ejercicio intenso

Instagram

Instagram did not return a 200.

Categories

Archives